Páginas

jueves, 27 de julio de 2017

Saluton al vi

Cuando alguien llega a este blog lleno de palabras gastadas, empanizadas con polvo de olvido.
Énfasis en polvo sombrío.
Diluyen la entendedera en palabras sin sentido.
Ecuánime y culto lector sal de aquí antes de arrepentirte por el vacío 
inocuo de un texto surrealista quizá.
¿Eh?
Hay palabras que no se llevan bien. Me lo dijo el otro día un escribidor borracho.

¡Knock! ¡Knock! ¡Knock!
-¿Enibary jom?- pregunta el despistado que llegó puchando uno y otro link.

Nadie responde. 

Entran echando un vistazo a lo inmediato. Posts desgastados, olorosos silencios tatemados por infiernitos volubles.
Mirada perdida en un lugar del infinito.

-Jai, ¿Can yu hir me?- 

Última fecha del texto. Uhhh esto huele a abandono.
Para mi el abandono empieza en el instante mismo que huyo de aquí.
Mi segunda vida,

Si les llama la atención leen los diferentes escritos que adornan el blog en pasmoso estilo churrigueresco junto con imágenes desnudas de tanto mirar.

Mirada de soslayo que enamoró a uno que otro masoquista despistado cuando no se sabía de qué color era tu alma. Incluso en letras el amor se da a desear. Pa´ que no se diga que los amorosos pululan por aquí. Es cosa diferente en la igualdad. 
Me conquista ese sentir -según tú- pero no te lo digo para que no corras peligro de caer de lo alto de tu ladrillo.
 Querencia ignota. Amores sustentables. De amor se tiñe la calma.

Alueguito se mira que sencilla no es por más que las palabras dictadas por el espíritu de un escritor frustrado en las noches aciagas de plenilunio cuando el sueño se demora en otros ojos.
Si la ves amigo dile que no se corte el pelo.

-¡Jelou!- 
Asoma la cabeza alguien cotidiano. Taciturno lector costumbrista. Don let mi daugn plis. Te lo digo a ti silencioso artista de letras pausadas. Y a ti, a ti, a ti, y a ti, y al de más allá, y al de acullá. ¿De qué tamaño es tu infierno?

Te vas. Se van. Te fuiste. Mejor no entro, esto huele a naftalina y a miados de gato.

Después de acariciar con esos ojos que arden de tanto mirar el amor eterno las últimas letras. Sales de este proyecto de escribicionista un tanto desolada por los cambios de miradas. Acróbatas del desafío diario de no enloquecer ante tanto que se lee en este mundo quesque virtual. Salir airoso del vertedero de lágrimas de algunos, victimistas otros, poetas vanguardistas, heroínas de mijitos, padres amorosos, solteros infalibles, groseros victoriosos. Yo sin ti y tú sin mi sobreviviendo los viernes a la vista de un acantilado. Tan cerca.. Tan lejos.

-Hola tú-

De puntillas pa´ no despertar a los espectros cierras con sigilo la puerta con un click suavecito.

Atrás de esta, sin haber hecho el mínimo ruido me dejo caer como caricatura pegadita a la pared donde todo el tiempo estuve mirándote. Mirándolos. 
Ojos impávidos.

Suspiro -arrojo de valor tardío- musito: No se extraña lo que no se ha ido. Siempre he estado aquí en obligado silencio para no boicotear la vida perfecta que afuera construyo con zapatillas nuevas. 

Presta estoy a la consigna de lo estipulado. 
Tu Dios se ha puesto de mi lado. 
Aquí sigo sin esperar la muerte que un día ha de llegar.
Amas la vida. 
Secreto de confesión guardado en las entrañas
porque no quiero que piensen que tengo corazón.
¿Y aluego qué sería de mi?

















25 comentarios:

  1. tienes un corazón bien grande que se revela en cada una de tus palabras donde manifiestas tu existencia y el amor que tienes por la bella.

    besos

    ResponderEliminar
  2. Estoy con Draco. Tienes un pedazo de corazón.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Simplemente corroboro lo dicho por los comentarios anteriores.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Yo no me voy ni aunque eches gasolina y quemes el blog

    te adoro

    besos , mi bella !

    ResponderEliminar
  5. Te explicas como mi hija que no entiendo. Gracias.

    Salud.

    ResponderEliminar
  6. 'No cuelgues, bonita, no cuelgues'

    'que estamos hechos a hechura y desemejanza surrealista
    y en ella nadamos, con la ropa puesta, sin esperar a que nos arda Troya
    o nos trabuque el mal rollo de los sinsentires'
    'Eres libro abierto cuyas páginas poca lectura precisan para atarnos a ti, Malque querida

    Besossssssssssss

    ResponderEliminar
  7. Amas la vida, eso es cierto, Bienquerida.
    Y aunque tardo en visitar y entro de puntillas para no despertarte, en tus entrañas y en tu corazón "que si lo tienes" y bien grande, te dejo la huella de mi sigiloso paso.
    Sigue escribiendo que aquí estamos.
    Un buen fin de semana y un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  8. Una entrañas añorables :))
    Un beso Malque!!

    ResponderEliminar
  9. Bueno, o.k, pero mejor mas cerca que mas lejos ¿Si? :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  10. Vengo porque no me huele a abandono, jajajaja... Buen finde, tesoro

    ResponderEliminar
  11. Se nos gastan las palabras y se nos cansa el corazón.
    Qué será de nosotros?
    Mal futuro y peor camino.
    La buena noticia es que todo acabará.

    Besos.

    ResponderEliminar
  12. De acuerdo con los primeros comentarios,abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Cuando te vayas -si te vas- no cierres el blog.

    ResponderEliminar
  14. Un corazón grande y sabiduría.
    Besos 🌹 buen finde, amiga

    ResponderEliminar
  15. Yo todos los días te recuerdo.
    Todos, mi querida Malque.
    Corazón bonito.

    Un beso de tu RosaRosita.
    Ya te dije que tengo aquí en la montaña unos vecinos mejicanos que vienen todos los años por el verano, eso de la Virgen del tocho nunca lo habían oído, jaja ... ya les he explicado que para mí Méjico es muy querido, ellos son muy majos, pero conocer a Malque siempre será especial para mí.

    Otro beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Del Chongo, jaja ... me acabo de dar cuenta, jaja ...

      Eliminar
  16. Más allá de un blog, para mí serás infinita...
    Estés, o no estés, ni yo misma siquiera sepa por ni donde ando.
    Y bajo ese viceversa, hasta el más allá.
    Pero eso sí, carnalita, que nos espere bien tarde y con un buen tequila, o un par de mezcalitos bien sencillos, pero con cara de triples, que esas enchiladitas las quiero probar de tus manos.
    Por ti, brindemos hoy chaparrita.
    Y por un gran abrazototote henchido de cariños.

    ResponderEliminar
  17. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

  18. Somos pura contradicción... sí.

    Escribe dónde, cómo y cuándo te de la real gana... igual te visito todos los días.

    Porque cada vez que desnudas tu alma... 'de amor se tiñe(n) la calma'... y tus letras.

    Un beso y un cálido achuchón!

    :)

    ResponderEliminar
  19. Pero las visitas continúan, por lo que algo de interés han de haber encontrado. A diferencia de otros blogs donde ni el dueño pasa a mirar cómo está todo...

    Saludos!

    J.

    ResponderEliminar
  20. Pues yo soy masoquista, lo confieso. Me gustan esas palabras que pican, que sacuden, que rascan y calan.

    Pero también me gusta visitarte. :)

    Un beso.

    ResponderEliminar
  21. Por favor, quEridA, no te vayas nunca. Pero si recién ahora empiezo a entenderte.

    ResponderEliminar
  22. Bueno, por lo pronto hoy ya puedo decirte: Besos, Mana. Y eso me alegra un buen.

    ResponderEliminar
  23. Escribe y aparece cuando te apetezca.

    Psssttt...sé que tienes corazón...

    ResponderEliminar

Soy un ser navegando en la incomprensión de sí misma.

la MaLquEridA

Musa con cuernos

PARA LA MALQUERIDA

La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Es beso de agua y luz de ciegos en el desierto diario. La leo y me leo. La leo y la siento. La leo y la quiero. Vamos de la mano desconocidos y alejados por los caminos rotos y astillados de la vida cansada y del tiempo huraño. Refunfuñamos por todo y hasta en el infierno tienen miedo de que un día aciago lleguen nuestros pasos. Chocamos con mil horas arañamos las rutinas odiamos la compasión nos dan risa los ángeles y mucha pena los diablos. Nos cansa todo y más que nada el resto de los humanos. A veces herviríamos a los que nos rodean y otras daríamos la vida por hacer reír a un chavo. La Malque es un corazón de sol escondido y mil silencios largos. Toro Salvaje